Marea Básica y Campamento Dignidad no podrán realizar la manifestación que tenían prevista para el 14 de mayo

Desde Marea Básica y Campamento Dignidad, en Villafranca de los Barros, se han quejado de la negativa de la Delegación del Gobierno, avalada por el Tribunal Superior de Justicia de Extremadura, a la manifestación que tenían prevista en Mérida el próximo 14 de mayo para denunciar la situación de exclusión social que padecen muchas personas. Como portavoz de Campamento Dignidad, Juan Viera, ha manifestado que “basándose en el estado de alarma se están produciendo recortes de libertades”.

El colectivo ha hecho público un manifiesto que pueden leer a continuación:

1.- Es necesario que en este país se ponga en marcha ya, de modo urgente, una Renta Básica Universal que permita que los que no tienen nada puedan vivir decentemente. El ingreso mínimo vital que quiere aprobar el gobierno es totalmente insuficiente, va a llegar a pocas personas, viene a ser una renta mínima más de las que mantienen atrapadas en las redes de la pobreza a muchas familias. Además, ningún subsidio, ni pensiones, ni ayudas sociales pueden estar por debajo de la carta social europea.

2.-Exigimos que se paguen de una vez los ERTES a los trabajadores y trabajadoras que están bajo esta modalidad laboral de desempleo; y que no se permitan despidos definitivos una vez que superemos el estado de alarma. Por muchos cuentos que nos quieran contar con los ERTES, se han beneficiado grandes empresas que durante muchos años han obtenido miles de millones de beneficios, y que ahora mediante los ERTES trasladan todos los gastos salariales y cotizaciones sociales al Estado.

3.-Exigimos que los poderes políticos impidan los cortes de suministros básicos de luz y agua. Endesa e Iberdrola han obtenido miles de millones de beneficios estos años, en concreto, en el primer trimestre del año IBERDROLA ha obtenido casi mil millones de beneficios. En estos momentos, estas empresas tienen que ser solidarias con aquellos sectores de la población que más lo necesitan. Por eso, las administraciones públicas no pueden permitir los cortes de luz y agua. Y que se pongan en marcha los mínimos vitales por la Junta de Extremadura.

4.- Hay que acabar definitivamente con los desahucios. Los poderes políticos tienen que apoyar a las familias que por carecer de medios de pago no pueden hacer frente a los alquileres, ni pueden acogerse a los programas de protección social del gobierno por unas razones u otras.

5.- Por último, la regularización de los migrantes. En algunas zonas de la región hay un buen número de trabajadoras y trabajadores migrantes que una vez que terminen las recolecciones van a quedar en un total abandono; utilizadas/os para cubrir necesidades de la producción, en muchos casos sometidos a una explotación laboral intensa, cuando finalicen las campañas se les va a dar una patada en el culo. A esas personas hay que regularizarlas y concederles todos los derechos de españolidad.

Buscar artículo

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.