El emprendedor fontanés Enrique Gajardo ha inaugurado con éxito el bar-tapería ‘La Bacalona’

Ubicada cerca del centro de Sevilla

Enrique Gajardo Leal es un joven fontanés que tiene 27 años, formación en relaciones laborales y recursos humanos y una gran motivación y capacidad de trabajo que le han llevado a montar el negocio  de sus sueños, “lo que ya venía visualizando en mi cabeza desde hace tiempo”.  Afincado en Sevilla, ha ido compaginando sus estudios con trabajos en el sector de la hostelería tanto allí como en Fuente del Maestre, su ciudad natal.

Así, el pasado 22 de Octubre ha abierto su propio local en la calle Amador de los Ríos, 38 de Sevilla (un lugar muy céntrico situado entre Puerta Carmona y Santa Justa) : un bar –tapería que está teniendo mucho éxito. Su nombre, “La Bacalona”, como él ha explicado “tiene mucho que ver con los productos extremeños tan buenos que tenemos y también es un guiño al gentilicio de los que somos de La Fuente, mis paisanos los bacalones”.

Con el eslogan “Come, Bebe, Vive”, La Bacalona nace de un concepto de establecimiento hostelero que su promotor tiene muy claro: “Esto es una abacería, un bar – tapería o restaurante que además tiene productos de calidad en venta, y que son muy típicas por aquí por Andalucía”.

“Partiendo de eso, yo he montado y sigo montando una idea de negocio más personal, como yo creo y siento que es un bar. Y un bar no sólo es un sitio donde vas a beber o a comer; sino ese lugar al que acudes cuando te encuentras mal o bien y sabes que vas a encontrar a las personas que necesitas, donde compartes vivencias con tus amigos, donde celebras la vida y conoces gente … Los bares son parte de nuestra cultura, de nuestra vida, de nuestra forma de ver el mundo…”.

La Bacalona se ha montado en un espacio muy amplio, al que Enrique ha dado calidez, con rincones muy bonitos que invitan a convivir .

“Cada vez que pasaba por el edificio, veía cómo éste podía cambiar y convertirse en algo nuevo que yo ya imaginaba”.

En cuanto a lo que ofrecen, informa: “La verdad es que tenemos un amplia carta con tapas frías y también elaboradas, algunas innovadoras que están gustando mucho. Y montaditos, chacinas ibéricas de Extremadura, y productos más delicatessen como latas gourmet o platos como Atún al Pesto, además de otros tradicionales. Ofrecemos mucha variedad, tenemos un expositor con productos extremeños de alta calidad y espero que a principios del 2023 tengamos ya la certificación de restaurante”.

De momento, y dada la gran capacidad del local, ya tiene reservados varios días para un equipo de rodaje cinematográfico que anda por Sevilla, una pre – boda y un bautizo.

“No me puedo quejar, dado el poco tiempo que lleva abierto, y estamos teniendo más éxito del que yo mismo esperaba. Tengo a 6 trabajadores para poder atender el negocio, más extras para eventos”.

El perfil de Enrique recuerda mucho al de la fontanesa Miriam Chaves, una de las regentes del restaurante de comida rápida salmantino “Burguer y Tapas” , que cuenta con varios premios.

“Yo no busco premios, ahora lo que quiero es seguir trabajando todo lo que haga falta para ofrecer lo mejor a nuestros clientes, conseguir fidelizar a la clientela y, sobre todo, que la gente se encuentre aquí como en casa”.

Buscar artículo

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las 'cookies'. Sin embargo, puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.